Share This Post

Entretenimiento / Main Slider

6 estrategias para que tus hijos sean amigos

6 estrategias para que tus hijos sean amigos

Consejos para que los hermanos sean siempre amigos.

Hay muchas familias numerosas, y que tienen hijos de corta edad. Criarlos es un tema que a veces nos complica, y nos hace sentir frustrados, porque solo queremos darles lo mejor. Queremos que sean unidos y se ayuden.

Puede pasarte que en el día a día, sean juntos un torbellino permanente, se empujen, se quiten los juguetes e incluso se enojen entre ellos, pero a la hora de un pequeño problema con alguno, los otros saltaran en su defensa de inmediato.

Estrategias para criar hermanos unidos

1 – Compartir el espacio

En general el pensamiento de los padres es el inverso, piensan que cuando van creciendo es mejor que cada uno tenga su propio espacio. De esta forma eliminan conflictos por sus pertenencias y se garantizan individualidad para cada uno. Por el contrario, a veces es preferible que estén juntos y amontonados, dado que esto les da muchas cosas que de otra forma no tienen. Charlas nocturnas, complicidades, etc. Si es bueno que cada sexo tenga su espacio,  las mujeres en un cuarto y los varones juntos en otro.

2 – Tiempos en familia

Es lo mejor que les podemos enseñar, a estar por periodos de tiempo todos juntos en familia. Compartiendo risas, diálogos, pi cardias y juegos entre todos. Las escapadas en vacaciones son optimas, tanto como actividades al aire libre. Pero en casa juntos en la mesa, sin celulares ni otras distracciones, para que interactuen en todas las problemáticas de la familia es lo mejor.

3 – Tener paciencia y saber esperar

Muchas veces nos superan nuestros hijos y bajamos la guardia. Queremos darnos por vencidos. Pero ahí es donde mas fuerte tendrás que ponerte. Saber esperar, darle tiempo al tiempo es lo mejor. Ellos irán creciendo y lo que hoy te supera con el tiempo se ira encausando y aparecerán otras problemáticas que te harán volver a empezar. La paciencia es la llave y la garantía para una buena crianza.

4 – Nunca compares

Es totalmente perjudicial comparar un hijo con otro. Cada uno es diferente y tiene su propia forma de ser. Si los comparas harás prevalecer la idea de que el otro es mejor y sera nocivo en la personalidad de tu hijo. Así como que podrás hacerles tomar cierta cuota de enojo al hermano. Construye y aprende a conocerlos para poder manejarlos individualmente a cada uno. Siempre recuerda que cada hijo es diferente en su personalidad al otro.

5 – Que se acompañen en diferentes actividades.

Cada hijo adquiere con el tiempo diferentes gustos y por ende diferentes actividades. Estará el que le guste la natación, o el fútbol o cualquier otra actividad, y así cada uno hará algo diferente. Es muy bueno que para cada vez que alguno haga una muestra, o juegue un partido o tenga alguna actividad a la que la familia pueda asistir, que los hermanos vayan y se queden viendo y admirando a sus hermanos. Esto los hará mucho mas unidos y se valorizaran mutuamente.

6 – Crear vínculos fuertes

3Esto fundamentalmente es en miras a su futuro. Cada uno crecerá, se desarrollara y tal vez se case, por lo que se irán de la casa de los padres y vivirán lejos unos de otros. Los vínculos fuertes harán que a pesar de la distancia sigan en contacto, y con la preocupación siempre puesta en la vida entre hermanos.

Share This Post

Leave a Reply

%d bloggers like this:
Skip to toolbar